Hola, 2016

17:09



El otro día tuve un sueño que me llenó de nostalgia. Estaba sentado en el pupitre de mi antigua escuela, leyendo un libro pequeño y desgastado que probablemente fuera de la saga Pesadillas. El aire olía a gasolina y fuera llovía con intensidad. 
El reloj, justo al lado de la pizarra, marcaba las once y once y el profesor aún no había llegado. Los niños gritaban y reían, apostaban almuerzos a que el profesor no llegaría, y yo, entretanto, continuaba leyendo.
Entonces la puerta se abrió de par en par y entró por ella un hombre empapado desde la cabeza hasta los pies. 
Era él. Había llegado.
Sin apenas saludar se acercó a la pizarra y agarró una tiza, y escribió sobre la superficie el ejercicio programado para aquel día:
 «Propósitos de Año Nuevo».
Era el año 1999. Del día apenas me acuerdo.





Ese sueño puede ser parte de algún recuerdo, o el cómputo perfecto de varios de ellos. Pero al despertar tenía un pensamiento clavado en el cerebro, como una astilla, el cual no puedo abandonar. 
El tiempo pasa, rapidísimo, sin que nos demos cuenta. La mayor parte del tiempo lo malgastamos, y lamentablemente de eso tampoco nos damos cuenta. 
Han pasado 16 años desde ese recuerdo borroso que buceó desde las profundidades de mi memoria en forma de sueño, y eso no puede ser otra cosa que una señal que busca ser interpretada.

Bienvenido 2016, 
Bienvenido seas con todo lo malo que traes, pero sobretodo con todo lo bueno. Hay algo que quisiera decirte ahora que estás más cerca que nunca, y es que no vas a tomarme el pelo ni por un instante. Voy a hacer contigo cosas maravillosas y otras tantas locuras, e intentaré llenar esos vacíos que dejaron tus ancestros con nuevas experiencias que me hagan sentir que valió la pena tu llegada. 
Tengo compromisos contigo y conmigo mismo, los cuales te voy a detallar ahora mismo.

Disfrutar más de los míos y de la gente que me quiere,
ya que no siempre lo he sabido hacer.

Llevar un ritmo de vida más saludable a todos los niveles,
como vía más eficaz para alcanzar el bienestar mental.

Conocer un país nuevo,
y tachar al menos uno de mi ilimitada lista de lugares por visitar.

Intentar no dejar nada a medias.
Acabar mis proyectos, sean del tipo que sean.

Ir en busca de lo que realmente quiero, y nunca jamás
traicionar mis ideales. 



Sé que harás cualquier cosa por interponerte ante mis propósitos, querido 2016. Me pondrás a prueba todos los días y buscaras la mínima debilidad para imponer tu poder. Pero ese sueño me ha enseñado algo, el tiempo pasa, y mientras pasa tenemos que hacer aquello que nos haga felices. Solo así lo aprovecharemos como debe ser.

Os deseo, queridxs lectorxs, un próximo año 2016 maravillo lleno de felicidad.Trabajad duro para conseguir vuestros objetivos y no bajeis la guardia en ningún momento. Seguid el camino que os lleve a vuestro destino. En ocasiones ese camino no es en linea recta, y solo con el tiempo os daréis cuenta de lo mucho que habéis avanzado.
Mirándo atrás, ¿qué habéis logrado en 2015 que os haga sentir realmente orgullosos de vosotros mismos?
Mirándo atrás... ¿Cuál ha sido vuestra tarea pendiente?
¿Qué propósitos tenéis para el próximo año?

Cuéntame en los comentarios...


...y muchas gracias por leer,

Mikel Royo Martínez

QUIZÁ TE PUEDA INTERESAR TAMBIÉN...

5 comentarios

  1. Hola Mike, unos propósitos muy bonitos ^^
    Feliz año :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Igualmente guapisima! Ojalá el próximo año te sonría como ningún otro!

      Eliminar
  2. Acabas de ganarte el premio a la mejor entrada de propósitos de año nuevo que he visto. Me quitaría el sombrero si lo tuviera jejeje
    La verdad es que son unos propósitos por los que merece la pena lucha este 2016 y que si los consigues, llegarás a ser una persona mucho más feliz.
    Un beso enorme
    Lena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Haha querida Lena, muchas gracias por el comentario. Ojalá la felicidad llegue a tu vida el próximo año, en su máximo esplendor. Pero ten cuidado, dicen que felicidad en exceso llega incluso a marear :P

      Eliminar
  3. Para mí el 2015 ha sido un año muy especial, y espero que eso no cambie en el 2016. En cuanto a mis propósitos, la verdad es que no me hago ninguno porque no suelo cumplirlos, solo el descabellado de ver 150 películas antes de que termine el año. Llevamos casi medio mes y todavía no he visto ninguna, así que mal vamos xD
    Espero de corazón que logres cumplir los tuyos y que el 2016 no sea el gigante que te lo impida.
    Un besazo, Mikel ¡y feliz año! ;-)

    ResponderEliminar